06 abril 2014

Los lápices de Sacco


Joe Sacco ( Malta, 1960) estudió periodismo, aunque su afición al dibujo le viene desde niño.Uniendo ambas cosas, se ha convertido en un reportero del cómic, como le han denominado.
Comenzó su trabajo en la década de los años noventa y hoy sus libros han sido traducidos a numerosos idiomas y sus trabajos periodísticos  publicados en la prensa internacional más prestigiosa.
Su primer libro ("Palestina, una nación ocupada". 1993) se centró en el conflicto más enquistado y antiguo de Oriente Próximo; posteriormente le han seguido artículos y trabajos sobre la guerra de Bosnia; el drama humano de la inmigración ilegal de africanos hacia Europa o la difícil vida de los intocables en la India.



Joe Sacco intenta no ceder a la indiferencia del sufrimiento, no caer en la comodidad de evitar las complicaciones. Sus viñetas muestran historias reales sin escamotear crudezas, con un lenguaje llano y directo y sus historias siempre se ponen del lado de las víctimas, pudiendo calificarle de "periodismo humano".
Su trabajo comienza con un proceso de documentación sobre el trema a tratar. Dibuja y fotografía. Cuando viaja va cargado con sus libretas y objetivos. Hace bosquejos y fotos como referencia  para recordar cómo son los lugares que visita, qué tienen, cómo vive y sufre la gente en ellos...


También le ha interesado la historia y ha relatado la I Guerra Mundial en un curioso formato: un cómic desplegable de 24 hojas que configuran un gran campo de batalla.

Lo que Joe Sacco hace no es nada nuevo, aunque en estos momentos nos parezca una enorme novedad, ya que no estamos acostumbrados a un fotoperiodismo a base de dibujos, si no de fotografías que nos muestran la crudeza de cualquier conflicto en una instantánea. Sacco comenta en una entrevista realizada pro Jesús Mantilla para El País Semanal que ya a finales del  siglo XIX, los responsables del London Illustrated News enviaban dibujantes a las expediciones o a los conflictos que tuvieran lugar en territorios dominados por los británicos, lo mismo que ocurría en la guerra de secesión americana. Los periódicos del momento ya publicaban ilustraciones de grandes batallas y en España, Goya ya hizo algo similar con su serie de grabados sobre  los desastres de la guerra.
Sacco no ha inventado nada que no existiera antes de la fotografía, pero su trabajo es merecedor de admiración por su método, su técnica, su visión del mundo actual y su mensaje.

9 comentarios:

Sergio DS dijo...

No lo conocía, lo buscaré. Me ha recordado a "Maus (Relato de un superviviente)", una novela gráfica narrada en cómic que entre otros premios ganó el Pulitzer y cuenta la persecución de los nazis a los judíos en boca del propio padre del autor.
Muy recomendable.

Perdón por el rollo, un abrazo.

ñOCO Le bOLO dijo...


Alguna vez había visto algo de él. Nunca le presté mucha atención pero ahora, con tus letras, lo pongo más en su lugar. Me gusta como lo defines, como un periodista humano... cuya herramienta son los lápices. Un dibujo es el mejor método para condensar una historia... o la Historia.

· un beso

· CR · & · LMA ·


raúl fdz pacheco dijo...

pues, es reconfortante que, entre tanto manga japonés y tanto superhéroe de la marvel, exista un producto diferente, no destinado a separarnos completamente de la realidad, sino todo lo contrario. un hurra por joe sacco.

Aristos Veyrud dijo...

https://www.facebook.com/photo.php?v=2783535913626&set=vb.209968025761502&type=2&theater

virgi dijo...

Durante años fui coleccionista de cómics (en Canarias, "colorines", una influencia francesa), luego lo dejé por distintas razones. Ahora he de reconocer que esta maravilla no la conocía, fantástica.
Gracias, Ginebra, un abrazo

Antonio Torres Márquez dijo...

Nada que inventar, pero la pura realidad, enmarcada en viñetas.

Saludos.

Ginebra dijo...

Aun no he leído ninguno de sus libros, descubrí a Sacco por una entrevista y me gustó su forma de ver las cosas. Le seguí la pista en internet y vi su trabajo, me gustó y ahora ya es un autor que tengo pendiente:).
Gracias por vuestra visita, besos y feliz fin de semana.

Nómada planetario dijo...

Tiene mucho mérito como enfoca este artista la forma de relato. Las ilustraciones bélicas del XIX eran más bien propaganda del país que hacía el encargo.
El fotoperiodismo de guerra apareció en 1855 durante la guerra de Crimea. La historia se repite.
Que tengas un feliz domingo.

Gizela dijo...

"no ceder a la indiferencia del sufrimiento, no caer en la comodidad de evitar las complicaciones"
Un artista y un verdadero humanista!!

Besossss niña linda!!!