20 noviembre 2014

"Una casa en el cielo"

 Foto de Ginebra
Este edificio es la Casa Museo Guayasamín de Cáceres, una preciosa construcción rodeada de enormes jardines llenos de flores, árboles y algún que otro gato callejero que se cuela por la verja.

Atardecer glorioso en su bella fachada y en sus escaleras laterales por las que se accede al pórtico superior. Una gozada de sitio en el que puedes acercarte a la interesante y original obra del artista ecuatoriano Oswaldo Guayasamín, a la cultura precolombina de Latinoamérica o al arte colonial ecuatoriano.
Los jardines son el lugar idóneo, a comienzos de verano, para la realización de deliciosos conciertos de música clásica y otras disciplinas.
A veces, cuando paseo por aquí, sueño que es mi casa...Soñar, como errar, es propio de humanos, al menos eso dicen.



Una casa para bailar descalza esta canción, en un atardecer como el que muestra la fotografía o en una mañana lluviosa.

12 comentarios:

ñOCO Le bOLO dijo...


El tema musical si que es para bailar.
Una buena mansión para cualquier cosa.
Me gusta que equipares errar con soñar, algo que hacemos la gente corriente.

· un beso

· LMA · & · CR ·


X dijo...

Vengo del blog de otra utópica como tú. Me gustan vuestras utopías, si no te importa me quedo escuchando la canción un rato.

Sara dijo...

Otra buena Utopia para compartir y expandir, te dejo mi abrazotedecisivo y buen fin de semana. ¿A mi también me cambias el nombre? jajaja, no soy Irma.
Besitos anda :)

Ginebra dijo...

La verdad es que es una buena mansión para cualquier cosa, como bien dices, Ñoco.
Besos

X, estás invitado a esta casa cada vez que quieras.
Gracias

Sara, disculpa mi lapsus. No me di cuenta. Venía de visitar el blog de Irma porque publicó una receta de mi madre en sus viernes culinarios y, justamente, luego fui a verte a ti y me trabé totalmente.
Lo siento
Besos

Antonio Torres Márquez dijo...

Siempre la casa que nos cobija...

Saludos.

raúl fdz pacheco dijo...

me encanta, guayasamín, esta casa-museo con tan buena pinta, el señor jeffreys, que hoy descubro gracias a ti, y volver a leerte, siempre.

Chousa da Alcandra dijo...

Multipliquemos los sueños para no sumar errores. Mientras soñamos no erramos.

(Me quedo, entre las notas de la canción, pensando/soñando/imaginando para que "otras disciplinas" serán idóneos esos jardines...).

Bicos de outono

Ginebra dijo...

Y que no nos falte ese hogar que nos cobija, Antonio, aunque sea más modesto que éste de la foto, pues hay muchas familias que ya no tienen hogar (eso hay que "agradecérselo" a los bancos y los políticos que venden hogares sociales a Fondos Buitre)

Raúl, me alegra que, para variar, sea yo quien te indica una canción:)).La Casa Museo Guayasamín te espera, como te esperé yo:))

Chousa, preciosa tu primera frase: "multipliquemos los sueños para no sumar errores". Es para enmarcarla. Y es que creo que es una gran verdad.
Creo que estos jardines tienen espacio para muchas disciplinas, incluso las que puedas imaginar:)
Besos

La utopía de Irma dijo...

jajajajaja que yo si soy Irma, por cierto nos quedaron un poquito desangeladas con el pimentón, debí de echar poco pero está muy rico, ahhh el pimentón era de La Vera por supuestísimo.

Creo que me voy a pasar el domingo bailando descalza al son de esta maravillosa canción entre café y café y a seguir soñando que es lo que nos queda.

Besines utópicos, Irma.-

virgi dijo...

Pues sí, le va la canción, tiene ese ambiente.
No sabía que O.G. tuviera en Cáceres una casa museo.
El que sí visité hace tiempo fue el de Vostell.
Besitos

a volvo dijo...

Muy interesante la pintura social de Oswaldo. Me gusta.

Y se me pone en marcha la imaginación y te veo pasear por ese porche a lo Scarlett O'Hara dirigiéndote a los establos a recoger tu hermoso caballo para darte un paseo por la bella Cáceres... :)

tD1b, Ginebra.


Ginebra dijo...

Irma, bailar y soñar, que ambas cosas son gratis:).
Besos

Virgi, pues sí, apenas es conocido este museo y es precioso. Diferente, como el museo Vostell de Malpartida (supongo que te encantó, por cierto. Otro sitio singular tanto el continente como el contenido).
Ya sabes, la próxima vez que vengas puedes ver a Guayasamín, como ves el sitio que lo acoge es una pasada también.
Besos

A Volvo, jajajajajaja, ya había yo pensado en mi caballo, con el sitio que tendría ahí para pastar a placer. Y yo tenerlo a la vista todo el día...ummm un sueño!
Eres única imaginando como el otro es feliz!
Besos