01 abril 2020

Lágrimas



Gotas de lluvia en las ramas. Fotos de Ginebra

Las ramas no lloran, atrapan las gotas de lluvia, el rocío y la niebla de la mañana. No lloran tampoco cuando el sol justiciero del estío las castiga incansablemente porque, debido a su ingenio, se cubren de hojas que amortiguan esa energía malévola.

Las ramas vencen los caprichos del viento invernal, se doblegan a la intensidad y a la dirección que éste les marca, pero en general, sobreviven a su fuerza acostumbrándose, tal vez, a esos embates que de vez en cuando sobrevienen.

Las ramas no lloran,dicen, pero seguro que en su intimidad son capaces de hacerlo, aunque no lo hayamos visto desde la distancia...

13 comentarios:

La utopía de Irma dijo...

Las fotos son preciosas pero el texto es tan bonito y tan sutil que cala profundamente, gracias.... voy a escuchar de fondo esta joyita que has puesto.

Cuídate muchoooo, besines utópicos.-

Erik dijo...

Me encanta encontrármelas algunas mañanas de invierno es una gozada acercarse y mirarlo.

Besos

Fernando Álvarez dijo...

Una entrada llena de belleza en estos momentos que la piel se nos va haciendo más fina. Una maravilla las fotos, la música y tu bonita reflexión.
Un abrazo y cuídate mucho

alfonso dijo...

·.
Preciosa melodía, orquestada, para acompañar tu palabras.
Como ramas deberemos ser, resistentes ahora mismo, y guardando para nuestra intimidad esas lágrimas que pugnan por saltar.
Hermosas fotos Maribel.
Un beso

LaMiradaAusente · & · CristalRasgado

Ginebra dijo...

Gracias a los tres. Me alegra que, en estos tristes momentos, nos acerquemos un poquito a la naturaleza, a esa que nunca observamos como se merece y mucho menos respetamos (bueno, algunos/as más que otros/as).
Besos y cuidaros vosotros también.

Ildefonso Robledo dijo...

Toda una belleza de imagenes, que nos hablan del amor a la naturaleza
Un abrazo fuerte

Ginebra dijo...

Alfonso, estoy completamente de acuerdo contigo. Me alegra que la melodía elegida te guste, es un monstruo este hombre: compone, escribe y toca el piano como los ángeles... el alma de Supertramp.
Besos

Ildefonso, y la naturaleza es lo que quedará cuando no estemos aquí. Gracias y a cuidarse mucho
Besos

Sergio DS dijo...

La intimidad puede ser tan dolorosa como balsámica. Las ramas y el mundo llora, ingenuo del que lo niegue, sin embargo siempre acaba el sol dándonos o calentándonos la espalda, igual que en la escena fina del La Vida de Brian, producida por el gran Harrison.

Besos y a volar en cuanto se pueda.

Alí Reyes dijo...

No lo vemos...pero en su intimidad...Lloran

Sara dijo...

Cómo me gustan esas imágenes de gotitas en las ramas, en la naturaleza, tengo miles, siempre mis ojos se van a esas escenas cuando caminamos por la naturaleza lloviendo o con rocío...las tuyas son preciosas y me han traído recuerdos preciosos. Yo estoy segura de que las ramas si lloran...la naturaleza llora...con tod@s nosotr@s...tiempos tristes y complicados Maribel, muy tristes, pero que no nos falte jamás la fuerza para reconstruir tanto dolor.
Mi abrazotedecisivo, seguí una página que nos invitaba a ver la floración en directo de tu valle hermoso y qué bonita fue este año, salió tu pueblo, me acordé mucho de ti.

Ginebra dijo...

¡Qué escena más vital en la crucifixión! jajajajaja. En fin un peliculón que hemos vuelto a disfrutar esta semana en la 2. Nos hace falta mucha comedia para apagar estas "lágrimas". Un fuerte abrazo, Sergio.

No lo sé, supongo que con el maltrato que sufren los árboles y los animales por parte de los "humanos" alguna lágrima soltarán. A ver si vamos aprendiendo algo de todo esto, pero somos muy borregos y me temo que esto, como tantas cosas, se nos olvidará. Besos, Alí

Sara, fuerza y valor, pero sobre todo un cambio de mentalidad y eso a escala planetaria lo veo difícil y más con este sistema económico depredador... esto es "pan para hoy y hambre para mañana". Me he perdido la floración, la nieve durante la floración, me perderé la primavera pero habrá más oportunidades, siempre ha estado ahí, y no dejará de esperarme, lo sé.
Besos y a cuidarse

virgi dijo...

Como hermoso ser vivo, seguramente lloran a su manera, cosa que aún no sabemos, como tantas otras que nos falta por aprender. Ojalá de esto salgamos más sabios, empáticos, solidarios.
Un gran abrazo, Ginebra.

Ginebra dijo...

Ojalá, querida Virgi, pero tengo mis dudas. Creo que esto nos servirá de poco porque somos animales de costumbre, consumistas y poco dados a proteger a Gaia, con una economía depredadora y un largo etc que seguirá igual... no veo cambios a la vista, puede que sea pesimista o puede que haya perdido completamente la fe en la humanidad...
Me alegra verte, mucho
Besos